Qué ver y hacer en el pueblo de Ubrique

Tiempo de lectura: 3 minutos

Pese a ser uno de los municipios pertenecientes a la Ruta de los Pueblos Blancos de Cádiz, el pueble de Ubrique es uno de los grandes desconocidos. Ello no significa que sea menos bello o bien su patrimonio histórico sea menos importante, sino todo lo contrario. Un enorme cerro, llamado el Cerro del Tajo y presidido precisamente por la Cruz del Tajo, se eleva sobre este pueblo en el que, al igual que sus compañeros; las callejuelas y casas blancas son las protagonistas. Entre sus grandes tesoros y reclamos turísticos encontramos las ruinas romanas de Ocuri, por ejemplo. Unas ruinas emplazadas en lo más alto del pueblo, en plena Sierra de Grazalema, y con una historia que data del siglo II. Nosotros te traemos hoy qué ver y qué hacer en el pueblo de Ubrique.

 

EL PEÑÓN DE LA BECERRA

Al igual que ocurre en el pueblo vecino de Setenil de las Bodegas, Ubrique se levantaba antiguamente gracias a la construcción de viviendas en rocas. Este Peñón es el único que queda de aquellas antiguas casas y se encuentra en pleno casco histórico, en la calle Torres número 63.

 

LA ERMITA DEL CALVARIO

Esta ermita fue levantada alrededor del año 1700 y mandada erigir por el fraile Buenaventura, protagonista de la llamada Leyenda de las Tres Cruces de Ubrique. Se trata de un pequeño templo que se encuentra en una de las partes más altas del pueblo. Su visita es altamente recomendable, ya que desde aquí pueden obtenerse algunas de las mejores vistas del pueblo de Ubrique.

 

LA ERMITA DE SAN ANTONIO

Es la Iglesia principal del Pueblo de Ubrique. Conforma alguna de las imágenes más simbólicas del pueblo, ya que su campanario rojo y blanco se eleva sobre las casas blancas. Puede apreciarse desde La Plaza del ayuntamiento o desde el mencionado mirador del Calvario, como si de una torre vigía se tratase. Su origen data de los siglos XVI-XIX y, aunque fue erigida como ermita y se la conoce como tal, actualmente funciona como templo parroquial. Su arquitectura es sumamente característica, con una única bóveda de cañón y decorada en su exterior por los mencionados colores rojo y blanco.

 

LA PLAZA

Conocida popularmente como La Plaza, la plaza de San Francisco Fatou y Lucas es el epicentro del casco histórico de Ubrique. Aquí se encuentra ubicado el Ayuntamiento, la Iglesia de Nuestra Señora de la O, o la Ermita de San Pedro, así como una fuente ornamental del siglo XVIII. Además, tal como decíamos anteriormente, desde aquí pueden tomarse las mejores fotografías de la Ermita de San Antonio, con el Cerro del Tajo al fondo.

 

LAS RUINAS DE OCURI Y LA CALZADA ROMANA

Tal como decíamos al inicio, Ubrique cuenta entre su patrimonio histórico con unas ruinas romanas que datan nada más y nada menos que del siglo II d.C. Se trata del Yacimiento Arqueológico de Ocuri, ubicado en el conocido Salto de la Mora. Las investigaciones destacan de este lugar que debido a su ubicación, estas ruinas romanas pudieron llegar conformar un municipio de gran relevancia en la antigüedad. Además de este yacimiento, en el Salto de la Mora encontramos también los restos de una calzada romana, uno de los enclaves más característicos y llamativos del lugar.

 

MUSEO DE LA PIEL

Y no podíamos terminar nuestro particular recorrido por Ubrique sin mencionar el que es su producto estrella y el principal sustento económico de esta localidad: la piel. Ubrique es conocido por ser uno de los grandes proveedores textiles de ese material. Aquí se trabaja este producto de una forma artesanal única en la Península Ibérica, y muchas son las marcas nacionales e internacionales que van a parar a este remoto lugar. En el Museo de la Piel aprenderéis cómo se trabajaba este material antiguamente, así como se ha ido adaptando en el tiempo hasta la actualidad.

 

 

 

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *